Diarrea Crónica Y Aguda: Causas Y Tratamiento

La diarrea, tanto crónica como aguda, es una enfermedad digestiva muy desagradable que además puede ir acompañada de otros síntomas.

Diarrea crónica y aguda: causas y tratamiento.

La diarrea puede tener consecuencias graves, pero suele ser bastante inofensiva. Preste atención a los síntomas y efectos secundarios para poder evaluar correctamente la gravedad de la enfermedad y ver a un médico a tiempo.

¿Cuándo se habla de diarrea?

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la diarrea es una evacuación intestinal que ocurre más de tres veces en un período de 24 horas, ya sea líquida o semilíquida. En los niños, esta condición es más difícil de definir, ya que los bebés pueden ser “bendecidos” con varias deposiciones líquidas por día sin que esto sea motivo de preocupación.

En la mayoría de los casos, la diarrea se define como un cambio repentino en el ritmo intestinal en relación con los patrones habituales de cada individuo. En este caso, se puede hablar de dos tipos: diarrea crónica o aguda, con diferencias significativas en cuanto a la causa y el tratamiento.

La primera forma, la diarrea aguda, es la más común y dura menos de dos semanas. Por otro lado, la diarrea crónica es el trastorno digestivo que dura más de 14 días y puede tener múltiples causas.

El hombre tiene dolor y diarrea.

Diarrea crónica

La diarrea crónica es un problema común. A diferencia de la diarrea aguda, que explicaremos más adelante, la diarrea crónica siempre es dañina para el organismo. En general, esto significa que el transporte de agua en el intestino ha cambiado.

La diarrea crónica no suele ser contagiosa. Sin embargo, la diarrea también puede ser causada por parásitos y suele ser un síntoma de una enfermedad grave. Estas son las causas más comunes:

  • cáncer de colon
  • colitis ulcerosa
  • enfermedad de Crohn
  • diabetes
  • drogas
  • la enfermedad de Addison
mujer con diarrea

tratamiento

El tratamiento de la diarrea crónica siempre depende de la causa. Por ejemplo, si se trata de una enfermedad celíaca, se debe llevar una dieta sin gluten. Si se trata de una forma de enterocolitis infecciosa, la curación implica la administración de antibióticos.

Los trastornos digestivos crónicos como este siempre deben estar en manos de un médico. Asegúrese de informarle si ha realizado algún viaje en el pasado. Esto puede ser muy útil para el diagnóstico, por ejemplo, cuando se trata de parásitos que no existen en casa.

diarrea aguda

La diarrea infecciosa aguda es un síndrome caracterizado por inflamación o disfunción del intestino causada por un microorganismo o sus toxinas.

Como se mencionó, esta enfermedad dura menos de 14 días y se define por heces sueltas que ocurren 3 o más veces al día. Estas quejas  pueden ir  acompañadas de otros síntomas, como náuseas, vómitos, dolor abdominal y fiebre.

La diarrea infecciosa aguda es la primera o segunda causa de muerte en la mayoría de los países en desarrollo. Ocurre principalmente en niños como resultado de condiciones de deshidratación. A diferencia de la diarrea crónica, esta indigestión es un método de defensa del organismo.

Por ello, se puede decir que no es intrínsecamente dañino ya que su finalidad es “curarnos” de esta infección.

mujer con diarrea

Causas de la diarrea aguda

La causa principal de la diarrea aguda es la infección. Por lo general, se adquiere principalmente por vía fecal-oral, a través de los alimentos o del agua contaminada.

Estos episodios son en su mayoría autolimitados; esto significa que desaparecen sin tratamiento. Los principales microorganismos que causan la diarrea varían según la edad y el estado de salud del paciente.

Entre los más comunes encontramos:

  • rotavirus (en niños)
  • adenovirus
  • Campylobacter
  • Escherichia coli
  • salmonela
  • giardia
¡Beber agua por la mañana es muy saludable!

tratamiento

Los principios básicos del tratamiento son:

  • Prevención y corrección de la deshidratación
  • mejoría de los síntomas y
  • control de la infección.

La reposición de líquidos es el tratamiento habitual y más importante para todas las enfermedades diarreicas. La forma de dosificación puede ser oral o intravenosa en caso de pérdida severa de líquidos utilizando sueros.

Además, se recomienda el uso de probióticos, que aumentan las bacterias intestinales beneficiosas y ayudan a eliminar los agentes infecciosos. Todo esto, junto con una dieta suave, constituye la principal línea de tratamiento de la diarrea aguda.

Por otro lado , los agentes antidiarreicos como la loperamida reducen el número de deposiciones y limitan la pérdida de agua y electrolitos.

Estos medicamentos ejercen sus efectos al reducir las deposiciones y ralentizar el tránsito intestinal. También tienen un efecto mínimo en la reducción de las secreciones intestinales. Sin embargo, en algunos casos su uso está contraindicado por el riesgo de concentración de agentes infecciosos en el intestino.

Por último, cabe señalar que el tratamiento con antibióticos es controvertido. La mayoría de los casos de diarrea infecciosa aguda serán leves y autolimitados con el tiempo, por lo que no necesitan estos medicamentos.

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba